Saltar al contenido

Guía para fabricar un pirógrafo casero

como hacer un pirografo casero
Rate this post

Cómo Fabricar un Pirograbador de forma artesanal

El pirograbador es un instrumento que se utiliza para grabar en variedad de materiales a través del calor que se aplica sobre la superficie; es decir, esta herramienta quema de manera controlada la superficie. A esta técnica se le conoce como pirograbado y puede ser utilizada en corchos, madera, tela, goma eva y mucho más.

Este tipo de técnica puede ser muy útil para la decoración de gran diversidad de productos: carteras, bolsos, prendas de vestir, portavasos, estuches, pulseras, adornos y mucho más. Es una técnica que requiere de práctica y dedicación, pero que rinde sus frutos.

El pirograbado se puede aplicar en gran cantidad de superficies: madera, corcho, huesos, goma eva, tela, cuero y mucho más. Este instrumento no suele ser muy costoso; sin embargo, si se desea acercarse al mundo del pirograbado antes de invertir en uno, es posible; mediante la fabricación de uno casero, con una versión simple para practicar un poco y familiarizarse con la técnica.

Fabricación de un Pirograbador Casero

Existen una gran cantidad de pirograbadores en el mercado y sus costos no son muy elevados; pero realizar esta inversión sin saber cómo manejar la técnica no es factible. Así que mediante la fabricación de uno casero para la práctica resulta viable.

Antes de proceder a la elaboración de este instrumento es sumamente importante destacar que esto se ha de hacer con sumo cuidado, pues se estará trabajando con altas temperaturas y puntas afiladas que si no se tratan con cuidado pueden poner en riesgo nuestra integridad o la de los objetos a nuestro alrededor.

Materiales Necesarios

  • Varilla circular de madera de unos 18 centímetros aproximadamente
  • Un carretes de hilo (no importa el color)
  • Un funda termoretráctil de unos 10 centímetros aproximadamente
  • Dos jeringas
  • Una batería de 9 voltios
  • Adaptador de conexión de la batería de 9 voltios
  • Pinzas
  • Pega de contacto
  • Silicóna

Pasos para la elaboración del Pirograbador casero

  1. De las jeringas solo se necesitarán las agujas, por lo que con las pinzas se deben cortar las agujas.
  2. Colocar las agujas en una de las puntas de la vara de extremo a extremo de la circunferencia de la vara, como trazando una línea imaginaria que divida en dos el círculo. La punta de la aguja debe quedar por fuera de la varilla por lo menos en unos 2 o 3 centímetros.
  3. Atar las agujas con el hilo, aplicándole muchas vueltas alrededor de la varilla, hasta que queden fijas. Se debe dejar un espacio de algunos centímetros de las agujas en la parte interior de la varilla.
  4. Conectar los extremos del adaptador de batería, uno por cada aguja. Tensar o enrollar el cable del adaptador en la varilla y luego envolver con hilo hasta fijar.
  5. Colocar pegamento de contacto para evitar que el hilo se suelte y para que todo se mantenga en su lugar.
  6. Colocar la funda termo retráctil y aplicarle calor. Quedará como un recubrimiento de seguridad.
  7. Verter un poco de silicón en la superficie de la varilla para pegar la batería a la altura necesaria para poder conectarla al adaptador.
  8. Con una pinza, doblar una de las agujas al punto en el que ambas se toquen.
  9. Conectar la batería al adaptador.

Una vez que se hayan realizado para uno de estos pasos, las agujas en poco tiempo estarán al rojo vivo y podrá usarse para grabar. Es importante desconectar la batería al culminar el grabado. Es recomendable que se comience a pirograbar haciendo uso de corcho, pues es un material resistente, pero bastante manejable.

Recomendaciones Importantes a tener en cuenta

Cuando se trabaja con un pirograbador, siempre hay que tener mucho cuidado, pues es un instrumento que transmite mucho calor y si se manipula inadecuadamente puede ocasionar daños accidental mente. Lo mismo aplica cuando el pirograbador es casero. Se recomienda tomar en cuenta las siguientes consideraciones para trabajar con seguridad:

  • Bajo ninguna circunstancia se debe tocar la punta del pirograbador mientras esté conectado a la batería, ni tampoco cuando tenga poco tiempo de haber sido desconectado. Para poder tocarlo, se debe esperar un tiempo prudencial.
  • Disponer un soporte apropiado para hacer reposar el pirograbador; puede ser de arcilla o algún otro materia que no se queme con facilidad. Siempre intentando que la punta no toque algo que pueda dañar.
  • Manipular las agujas que constituyen la punta del pirograbado siempre con pinzas.
  • Desconectar la batería cuando se termine con el trabajo a realizar.
  • Trabajar sobre un soporte resistente y cómodo.
  • No dejar este instrumento al alcance de niños.